Dedica tiempo a tus hijos cuando son pequeños: porque dejarán de serlo muy pronto

 Aunque no lo notes por el ritmo de vida actual, y la necesidad de hacer mil cosas a la vez y el tiempo parece escaparse. Se dice que los días pasan lento pero los años volando sin que nos demos cuenta. 




  Y nuestros hijos que hoy son tan pequeños, mañana serán adolescentes y cuando te quieras dar cuenta, ya habrán volado del nido y desearás que el tiempo vuelva su marcha atrás a aquel lejano día y que vuelvan a ser pequeños niños que te imitaban en todo y te miraban con admiración.   



 Sin saberlo, habrán pasado esos momentos preciosos que echarás tanto de menos. Nunca cometas ese error con tus hijos pequeño porque lo lamentarás toda tu vida. Ellos son pequeños AHORA, y es hoy cuando tienes que disfrutarlos todo lo que puedas y dedicarles el máximo de tu tiempo, aun cuando creas que no lo tienes.     

Tus hijos no van a ser pequeños por siempre


  Aunque creas que tienes todo el tiempo del mundo por delante, la verdad es que no es así.  Y si quieres guiar a tus hijos en la vida y en su camino por el mundo, que siempre te sientan cercano y puedan crecer felices, pues entonces tienes que dedicarles tu tiempo AHORA. No hay después ni tampoco mañana. Solo puedes aprovechar este momento. 



  Verás que los niños crecen muy rápido y debes estar presente en los momentos cotidianos en que ocurren esas pequeñas cosas que pasan y  aprovechar todas las oportunidades que te regala la vida para crecer juntos, y que si no prestas atención pasarán sin que te des cuenta.      

 Disfruta y aprovecha todos los días de esta etapa de su infancia, pues será la base de todo su desarrollo y felicidad, y es quizás la mejor etapa que como padre podrás disfrutar a su lado.



 Antes de que te lo esperas, tu niño creerá que ya es "mayor" y querrá hacer todo por su cuenta...aunque será cuando más te necesite.    

 Y todo lo que hoy te cansa y agota tus fuerzas, mañana se terminará y extrañarás esos días con mucha melancolía.

Disfruta a tus hijos

 Así que dale tu atención hoy mismo a tus hijos porque el tiempo te esperará y esos días pronto pasarán. Además, ellos precisan sentirte presente y ser parte de una familia que les ame y proteja. Y tú eres esa familia que necesita tanto.



  Recuerda que todo lo que hagas hoy marcará directamente en su desarrollo y su futuro. Aunque no puedas verlo ahora mismo, tienes que saberlo, y hacerles saber todos los días cuánto los amas y todo lo que estás dispuesto a hacer para que ellos estén bien, felices y con la mejor educación.

Crecerán demasiado rápido, por eso disfrútalos AHORA


  Nunca te canses de recordarlo… los niños crecen muy rápido. Si tu vida es muy acelerada, como padre o madre, tienes que buscar el modo de bajar ese ritmo para dedicarles un tiempo de calidad.   


  Presta atención a los pequeños detalles de la vida, y cuida la manera en cómo influyes en su vida y desarrollo. Porque todas tus palabras, acciones y cómo los tratas, estará formando a tus hijos y su futuro. 

    Así que mantén una disciplina positiva y muéstrales siempre que estás ahí apoyándolos en todo lo que necesiten con todo tu amor y respeto.       



  Si alguna vez rompe un juguete por curiosidad porque quiere ver cómo es por dentro, antes de castigarlo pregunta por qué lo hizo. Puede que tengas a un futuro cirujano o ingeniero frente a ti. Siempre tienes que motivarlos para que logren su máximo potencial.


 Pon atención a lo que hace y destaca de forma positiva y sincera sus méritos, así podrá desarrollar su autoestima y mantener el pensamiento positivo desde pequeño.       


  Reflexiona muy bien sobre cómo es la educación que les estás dando a tus hijos a diario y si en verdad les dedicas todo el tiempo que puedes. Vive el presente con ellos y aprecia los pequeños momentos porque no volverán jamás. 

 Y verás que la vida tiene preciosos y maravillosos colores que solo conocerás de la mano de tus hijos.

Fuente: Etapa infantil

El Club de los Libros Perdidos. Con la tecnología de Blogger.