Quédate con quien alimente tu autoestima, no tu inseguridad

Es muy común que creamos tener experiencia en el amor solo por haber atravesado situaciones variadas, buenas y malas, en nuestra vida amorosa. Y a pesar de ello, la verdad es que nunca terminamos de aprender en las cuestiones del corazón...  



   La vida es un continuo aprender. Frecuentemente debemos sobreponernos a experiencias difíciles y aunque a la vez nos fortalecen... puede pasar que repitamos nuestros errores más de lo que nos gustaría. 

  Tú también mereces un amor que no tengas que rogar. Un amor que traiga belleza a tu vida aún en medio de la tormenta. Te mereces alguien de quien seas la primera opción, todos los días. Que comparta su vida del mismo modo que tu lo haces con esa persona.



    Caminar por la vida junto a alguien que te ame y apoye, es de las mejores cosas que podemos desear. Conseguir sentirnos mejor solo por su mera presencia a nuestro lado. Alguien que nos ame con locura y sin peros, del mismo modo que nosotros deseamos corresponderle y sin dudarlo. 

  Ya debes olvidarte de esos amores de a medias. Ya no estás para perder el tiempo con amores vacíos o de tiempo parcial. Así que jamás bajes tus estándares y mucho menos te conformes. Es tu vida y la única que tendrás, así que no la desperdicies.  


   Así que quédate junto a ese alguien que colme tu autoestima, no alguien que alimente tus dudas y miedos.  Quédate con esa persona que no dude de lo que vales ni te haga dudarlo a ti. Quédate con quien jamás te haga sentir soledad en su compañía. 

  Y no importa cuál sea tu pasado. Lo más importante es que aprendas a entender lo mucho que vales y que solo aceptes en tu vida a quien cada día te haga sentir mejor. Que crezca contigo y te ayude a crecer, no que te llene de inseguridad y tristeza. 

   Es realmente lamentable cuando caemos en una típica ‘relación tóxica’. En esas relaciones, aún sabiendo que esa persona no nos merece, no nos atrevemos a tomar una sana decisión y terminarla. Somos conscientes de que no llegamos a ningún sitio pero aún así decidimos continuar, por comodidad o miedos.   




   Una persona que no te condiciona jamás, sino que te incentiva a mejorar y superar tus propias inseguridades. Alguien que nunca te menospreciaría ni a ti ni a tus opiniones, que te valore por todo lo que representas con aciertos y errores como todos. 

  Es tiempo de que termines con ese tipo de relaciones. Nunca te mantengas junto a alguien que te hace sentir mal, que te hace dudar de ti misma y de lo que eres capaz. No necesitas a alguien que te colme de inseguridad y frustración. 


  Esa persona con quien compartes tu vida tiene que valorar tu presencia y ayudarte a ser mejor persona. Te tiene que dar certezas y no dudas. Te debe hacer sentir segura de ti misma para que tu autoestima sea cada día mayor. 


Ese alguien será quien siempre buscará sacarte una sonrisa porque odia la sola idea de verte triste. Ese alguien que te motive a probar cosas nuevas para alcanzar el máximo de tu potencial al que estás destinada.


 
El Club de los Libros Perdidos. Con la tecnología de Blogger.