Cúrcuma con miel de abejas: un remedio que no tiene precio

Muchos de nosotros ya hemos tenido alguna experiencia con la cúrcuma. Alguien la ha utilizado como especia, muchos lo utilizan en la preparación de “leche de oro”, y algunos sólo han visto bolsas de polvo amarillo en grandes supermercados o tiendas de alimentos de salud y se ha preguntado para qué sirve. 



Pero pocos saben que la cúrcuma con miel de abejas, se convierte en un remedio natural que no tiene precio.


 La cúrcuma es una especia muy popular en todo el mundo, cuyo color amarillo no pasa desapercibido, además de aportarle un sabor muy particular a los platos.

 Originaria de Asia, se ha ganado un lugar muy especial entre los alimentos más beneficiosos para la salud pues, además de tener una potente acción antiinflamatoria, también es rica en antioxidantes y otros importantes nutrientes que ayudan a prevenir y combatir diferentes enfermedades.


  Por tradición, esta especia es utilizada en la gastronomía para darle sabor y color a los platos; sin embargo, desde la antigüedad muchas culturas le han dado diferentes usos medicinales con el fin de hacer curas y tratamientos para las dolencias y problemas de salud.


  Uno de esos remedios que ha transcendido con el paso de los años y que ahora se está popularizando es la cúrcuma con miel de abejas. Se trata de una combinación muy poderosa que por su concentración de nutrientes puede fortalecer el cuerpo para mantener la buena salud.

Cúrcuma con miel de abejas: un remedio que no tiene precio


  Tanto la cúrcuma como la miel de abejas hoy en día son superalimentos. Son dos de los alimentos con más propiedades para la salud como pocos. Muchos ya sabían de sus propiedades pero pocos sabían que, con la combinación de los dos, su potencia medicinal y nutricional aumenta aún más. 

 ¿Quieres saber por qué? Sigue leyendo para darte cuenta de porqué debes estar ahora mismo fabricando esta mezcla para consumirla diariamente.

Cúrcuma con miel de abejas es antiinflamatorio


  La cúrcuma con miel de abejas, tiene una eficaz actividad antiinflamatoria, que no sólo destruye bacterias que causan la enfermedad, sino que también promueve las defensas naturales.

  A diferencia de los antibióticos sintéticos, que se pueden encontrar en abundancia en la farmacia, este medicamento no tiene ningún efecto negativo sobre la flora intestinal.


  

Receta para preparar la “miel de oro” – cúrcuma con miel de abejas


  Así que, en los primeros síntomas de enfermedad, en lugar de tomar los habituales medicamentos de farmacia, trata utilizando esta “miel de oro”, que es la mezcla de polvo de cúrcuma con miel de abejas. En el momento en que los primeros síntomas de resfriado lleguen, prepárate esta mezcla que durará 3 días.

Ingredientes necesarios:


 3,5 oz / 100 gramos de miel de abejas pura
 1 cucharada de cúrcuma
Método de preparación:

  Añadir 1 cucharada de cúrcuma en 100 gramos de miel cruda. Mezclar bien y colocar la mezcla en un frasco.

Dosis:


Tomado durante los primeros síntomas de un resfriado:

Día 1- tomar media cucharadita de la mezcla cada hora durante todo el día
Día 2 – tomar la mitad de una cucharadita de la mezcla cada dos horas
Día 3 – tomar la mitad de una cucharadita de la mezcla tres veces al día
También puedes leer:  Tratamiento de una semana con zumo especial para desintoxicar hígado

  La mezcla debe permanecer en la boca hasta su completa disolución. Por lo general, después de tres días, el resfriado disminuye y el cuerpo puede recuperarse.

  Esta composición también se puede utilizar en el tratamiento complejo de enfermedades respiratorias, tomando 1 cucharadita de la mezcla tres veces al día. Repitiendo este procedimiento durante la semana. Puedes agregar la miel de oro en la leche o el té.

  Haz esto especialmente si sufres de hemofilia e hipertensión, ya que la cúrcuma adelgaza la sangre y reduce la presión arterial. Pero, además de reducir la presión arterial, la cúrcuma puede causar una disminución en los niveles de azúcar en la sangre. Las personas que sufren de diabetes deben consultarlo con su médico también.


Lo que debes saber:


  Que no debes consumir la cúrcuma si sufres de enfermedad biliar, porque la cúrcuma causa contracción muscular en la vesícula biliar.

Consejos adicionales:


  La medicina indo-tibetana dice: si utilizas la cúrcuma antes de las comidas, actúa sobre el sistema digestivo, si la usas durante las comidas, actúa sobre la garganta y los pulmones, si la usas después de una comida, actúa sobre el colon y riñones.

IMPORTANTE: Nuestro sitio no reemplaza ni sustituye la opinión de un profesional de la salud. Desde este sitio no nos responsabilizamos por el mal uso de estos consejos. Ante cualquier duda, consulte a su médico.


El Club de los Libros Perdidos. Con la tecnología de Blogger.