Una maestra no supo decir dónde queda Ucrania: ¿están tan mal formados nuestros docentes?

La docente no supo contestar correctamente a la pregunta sobre la ubicación de ese país eslavo. Las redes sociales no le perdonaron el error, burlándose de su falta de conocimientos básicos de geografía.



  Un incómodo momento se vivió en "¿Quién quiere ser millonario?", el ciclo de preguntas y respuestas conducido por Santiago del Moro. Es que una docente cometió un bochornoso error al contestar sobre geografía y en las redes sociales le realizaron fuertes críticas.

  La última transmisión del conocido programa televisivo '¿Quién quiere ser millonario?', en su edición argentina, dejó a todos los espectadores perplejos debido a un insólito error que cometió una de las concursantes.

  La escena se viralizó en las últimas horas. Gabriela, una docente particular de primaria, participó en el programa ¿Quién quiere ser millonario? de Telefé. En una de las primeras instancias, le preguntaron: ¿En qué continente se encuentra Ucrania?


  Tenía cuatro opciones: Oceanía, Europa, África y Asia. Dubitativa, la docente apeló al comodín de la tribuna. Todavía insegura, apostó por el otro comodín y le quedaron sólo dos opciones: África y Europa. Llegó el momento de responder y optó por África(?).

  La pregunta tan sencilla y su respuesta equivocada despertaron una inusitada preocupación por la formación de nuestros maestros. La premisa, más bien obvia, marca que no habrá alumnos con buena educación sin docentes preparados, que primero se necesitan educadores a la altura para luego poder brindar a los chicos una educación de calidad.


  Lo cierto es que, más allá de las sospechas en torno a una mala calidad en la formación, no hay evidencia concreta que avale ese enunciado porque los maestros no son evaluados, por lo menos en forma estandarizada. 

 El único intento de evaluación sistematizada fue Enseñar, que tomó comunicación escrita y criterio pedagógico a los estudiantes de último año de profesorado en 2017, pero tuvo escasa participación por el rechazo de los docentes a ser evaluados.

  "Es un verdadero disparate pensar que la meritocracia va en contra de la inclusión. Que sean los mejores, los que se destaquen los que lleven a cabo las tareas importantes no tiene nada que ver con la exclusión. 

  Los docentes tienen que estar muy calificados. Es fundamental que solo los mejores puedan ser docentes", consideró Rodrigo Miguel, abogado especialista en educación.


Fuente: Infobae / Los Andes / RT
El Club de los Libros Perdidos. Con la tecnología de Blogger.