La importancia de las tías en la vida de los pequeños

La realidad es que cada vez son menos las mujeres que desean tener hijos, y aquellas que sí quieren cada vez tienen menos. Por fortuna para todas ellas siempre está al posibilidad de ser tías.



   Y es que, además de poder disfrutar de tus sobrinos, jugar con ellos... y regresarlos con sus papás cuando sea hora de cambiar un pañal, el papel de las tías en la vida y el desarrollo de los pequeños es muy importante.


  Una tía no solo solo brinda amor y atención a sus sobrinos, sino que la conexión que existe entre ellos la convierte en una segunda mamá, una amiga y confidente que siempre velará por su bienestar.
  
  La relación de los niños con las tías es diferente a la que se desarrolla con sus papás. 


  Con ellas generalmente se crea una complicidad muy especial que difícilmente se logra con los padres, gracias a esto hay una sinceridad que ellos podrían no recibir de sus hijos y que facilitaría el comprender y encontrar otro punto de vista a las situaciones que atraviesan los niños.
 
  Las tías suelen ser un poco más permisivas que los padres, claro, siempre de manera prudente y velando por el bien de sus sobrinos; de esta forma los pequeños encuentran en ellas una mezcla perfecta entre amistad y protección que les da seguridad y les hace felices. 


 Nada como una tía que te consienta y pase el tiempo jugando contigo.

  Una tía conoce a un niño por tanto tiempo como lo hacen papá y mamá, pero conoce a los papás de mucho antes que su sobrino; por tanto ve la historia de la familia desde un ángulo diferente y puede dar un poderoso sentido de perspectiva a su sobrino que quiere saber más sobre la vida de sus padres antes de su nacimiento.

  Pasear con una tía, las visitas a los museos, juegos, consejos, ánimos y detalles hacen de las tías personas muy importantes en la vida de todos nosotros. 


Potenciar la relación con las tías


  Si tienes hijos, es necesario fomentar esa bonita relación con sus tías biológicas o de otro tipo. Si viven lejos de vuestro lado, anima a tus hijos a que les llamen por teléfono, a hacer Skype de vez en cuando, organizad un encuentro especial siempre que se pueda para que los niños puedan disfrutar de su tía, etc.

  Aunque las tías no tengan la oportunidad de ver a sus sobrinos todo lo que quisieran, eso no significa que no puedan ser tías especiales.

  Por esto, si tu hijo tiene la suerte de tener tías en su vida, hazle saber que ellas le quieren y que estarán también a su lado para apoyarle en todo lo que necesite.


Si eres tía, disfruta de tus sobrinos


 Si no eres madre pero sí eres tía -o eres madre y tía-, reconoce la importancia que tienes en la vida de tu sobrinos/as. Por eso, descubre como el hecho de que tu hermano/a te haya dado un sobrino es el mejor regalo que te puede haber hecho jamás. 

  Crea un espacio en la vida de tus sobrinos, porque si aún no te has dado cuenta, debes saber que estarás siendo muy influyente en la vida de tus sobrinos y sobrinas.

¿Quién es tu tía especial, o eres la tía especial de algún pequeño afortunado?
No olvides darnos tu opinión en los comentarios y compartir si te gusta ser tía tanto como a mi!



El Club de los Libros Perdidos. Con la tecnología de Blogger.