Los mejores 20 refranes populares alemanes

Las raíces de la cultura alemana, se remontan muchos siglos en el pasado. Algunos expertos consideran que lo que se denomina cultura alemana trasciende las actuales fronteras de este país. 



 Esto se debe a las innumerables mutaciones fronterizas que ha sufrido Alemania a lo largo de los últimos siglos.  

 Alemania ha contribuido inmensamente en el mundo del arte y la cultura, la filosofía y la ciencia, y actalmente alberga un número elevado de monumentos que han sido declarados Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. 

  El país ofrece hoy en día una pujante actividad artística y cultural.  

 Los dichos o refranes suelen ilustrar diversos aspectos de una cultura. Aquí algunos de los proverbios más utilizados en Alemania.


1.  Lügen haben kurze Beine

  “Las mentiras tienen patas cortas”. Este refrán alemán no insinúa que las personas pequeñas mienten más que las grandes. 

 Significa que no se llega muy lejos con las mentiras. En español equivale a: “Se agarra antes a un mentiroso que a un cojo”.



2. Ein gutes Gewissen ist ein sanftes Ruhekissen

  “La mejor almohada es una conciencia tranquila”. Este es, sin duda, uno de los refranes alemanes más simpáticos. 



 No hagas nada malo, y dormirás tranquilo – ese es el mensaje. Desde luego son palabras sabias, pero… ¿se me pasó la fecha límite para presentar la declaración de impuestos? 

 ¿Ya le devolví la llamada a mi suegra? En todo caso, este proverbio no siempre ayuda a combatir el insomnio.



3. Auch ein blindes Huhn findet mal ein Korn

  "Incluso una gallina ciega a veces encuentra un grano". No, esto no es un elogio. Quiere decir que, en ocasiones, hasta los más incapaces tienen éxito o que, a veces, incluso los que no se esfuerzan tienen suerte.
  Si lo miramos desde otro punto de vista, el refrán también puede ser positivo: Y es que, con la actitud correcta, se puede lograr lo que uno se propone.



4.Kleider machen Leute

  Este dicho proviene del latín "Vestis virum reddit", y quiere decir en alemán “la vestimenta hace al hombre“. 

 En español diríamos, “el hábito hace al monje”. Hay otras sentencias que lo contradicen, pero el proverbio conserva vigencia porque, como comentó una vez Mark Twain: “Las personas desnudas no tienen mayor influencia en la sociedad”.


5.  Mit Speck fängt man Mäuse

  "Con tocino se cazan ratones": se puede ganar a toda persona con un buen negocio. Pero cuidado: podría ser una trampa.
  ¿Una semana en un hotel de lujo por un precio irrisorio? Muchas veces, estas ofertas son una trampa. Este refrán se refriere también a incentivos en el trabajo.



6. Einem geschenkten Gaul schaut man nicht ins Maul

"A caballo regalado, no le mires el dentado". Cuando se compra un caballo, se le mira la dentadura. Así pueden constatarse su edad y su estado de salud. En el caso de un caballo regalado, naturalmente no debería hacérselo.
  
  El refrán quiere decir que hay que conformarse con los regalos tal como vienen. Este dicho se remonta al refrán latino ¡Noli equi dentes inspicere donati!



7.Jeder ist seines Glückes Schmied

 Los orígenes de este refrán se remontan a la época de los antiguos romanos. Algunos atribuyen su autoría al cónsul romano Appius Claudius Caecus, que vivió en el siglo III antes de Cristo. 

  Su equivalente en español sería: “Cada uno forja su suerte”. Si el hombre es responsable de su propio destino, ¿lo es también de su mala suerte?


8. Aller guten Dinge sind drei

  En la vida y en las máquinas tragamonedas, "todas las cosas buenas vienen de tres en tres". 

  El inventor de las máquinas de juegos de azar, Carlos Frey, tomó el refrán al pie de la letra. Y es que tres campanas iguales significan, todavía hoy, el premio principal.


9.Scherben bringen Glück

  La noche previa a una boda alemana se celebra el llamado “Polterabend”. Según esta costumbre nupcial, se tienen que romper tazas y platos de porcelana como buen augurio para el joven matrimonio. 

 Y es que en Alemania se dice que “los vidrios rotos traen buena suerte”.

10. Gelegenheit macht Diebe

  Dale a un mono la oportunidad y te vaciará la mochila. 

  El refrán alemán "la ocasión hace al ladrón" describe esta tentación de forma acertada y duda de la honorabilidad de las personas, pues indica que no podemos saber si alguien es realmente honesto hasta que no tenga la oportunidad de demostrarlo. 

 ¿Está pasado de moda? Si lo estuviera no descargaríamos música o películas de forma ilegal...

11. Der Apfel fällt nicht weit vom Stamm

  Este dicho se remonta a un rito de los antiguos germanos.


  Si nacían mellizos en Luna nueva y uno moría en una riña tribal, el otro (Abfell, que suena como Apfel =manzana) recibía todo lo que deseara por un año, al cabo del cual debía morir (caería cerca del Stamm = tronco o tribu).

  El dicho indica hoy que los retoños tienen características de sus padres. Equivale a “de tal palo, tal astilla”.

12. Wie man in den Wald hineinruft, so schallt es heraus

  “Quien siembra vientos, recoge tempestades”. Este refrán tiene que ver con causa y efecto, y se remonta a una cita bíblica: “Todo lo que el hombre siembre, también lo cosechará”. 

 La versión actual sería: “Lo que se siembra, se cosecha”. En Alemania se dice: “El que grita en el bosque, solo escucha su eco”.


13.Viele Köche verderben den Brei

  Cocinar en grupo puede ser divertido. Pero solo una persona debe encargarse de aliñar la comida. De lo contrario, no sabe bien. O, como dice el dicho, “muchas manos en la olla echan a perder la sopa“.
  
  Aunque no se conoce bien el origen del refrán, se usa con frecuencia para advertir que cuando muchas personas se ocupan simultáneamente de un asunto, se obstaculizan entre sí.

14. Morgenstund hat Gold im Mund

  “A quien madruga, Dios lo ayuda”: este proverbio ya lo conocían los antiguos romanos. 

  El erudito Erasmo de Rotterdam modificó la versión latina de este refrán: “Aurora musis amica” (La aurora es amiga de la creatividad). 

  Traducido literalmente, el proverbio alemán “Morgenstund hat Gold im Mund” quiere decir “Las horas de la mañana valen oro”, y los alemanes se lo toman realmente en serio: son el país más madrugador de toda Europa.



15. Wer im Glashaus sitzt, soll nicht mit Steinen werfen

  Estar sentado dentro de un invernadero y tirar piedras contra el techo de cristal es, seguro, una mala idea. 

  Este dicho alemán equivale, de forma metafórica, al castellano "aquel que esté libre de pecado que tire la primera piedra". La frase fue dicha por Jesucristo, quien recordó que, aquellos que se dedican a juzgar a los demás, también cometen pecados.

16. "Perlen vor die Säue werfen"

  La expresión “no darles perlas a los cerdos” (también se usa "margaritas" en lugar de perlas) proviene de la Biblia, pero seguramente su origen es todavía más antiguo. Este dicho se refiere a que no tenemos que desperdiciar cosas buenas en personas que no las merecen.


17. Dummheit und Stolz wachsen auf einem Holz

  Si lo tomamos literalmente, en castellano este refrán diría: “Estupidez y orgullo crecen de la misma madera”. Dicho en otras palabras: quien se crea más que los demás, desconociendo sus propios límites, comete una estupidez. 

 El falso orgullo y la estupidez son, a menudo, la misma cosa. Una frase casi “dialéctica”, pero salida del lenguaje popular.


18. "Lieber den Spatz in der Hand als die Taube auf dem Dach"

  “Más vale pájaro en mano que cien volando”, sería en español. Más vale tener algo seguro, por pequeño que sea, a no tener nada y aspirar a algo utópico.

  Como muchos otros proverbios, éste proviene de la Biblia, específicamente del evangelio de Lucas: “Usted vale mucho más para él que toda una bandada de gorriones”.


19. "Es ist nicht alles Gold, was glänzt"

  O mejor dicho “no todo lo que brilla es oro”. Para poder entender el origen y el significado de este dicho nos tenemos que remontar a la obra de William Shakespeare “El mercader de Venecia”. 

 Lo que subyace a este dicho es que no debemos creer en todo lo que oímos o vemos ni tampoco podemos determinar el valor de un objeto por su aspecto.

20. "Fünf Minuten vor der Zeit ist des Deutschen Pünktlichkeit"

  Un aspecto muy importante de la cultura alemana es la puntualidad y el respeto por el tiempo de los demás.

  Es por eso que hasta tienen su propio dicho para reflejar esta costumbre: “Cinco minutos antes de la hora es puntualidad alemana”.



Fuente: DW
El Club de los Libros Perdidos. Con la tecnología de Blogger.