El método KiVa, el modo más efectivo para acabar con el Bullying

Para acabar con el Bullying el método KiVa es el modo más efectivo que uso Finlandia y hoy su sistema lo exporta al mundo para prevenir y solucionar los casos de abuso escolar entre sus estudiantes.



  Según los últimos datos ofrecidos por la Universitat Politécnica de Valencia, habrá en España 400.000 víctimas de Bullying en el año 2020. A principios de 2016, Save The Children también lanzó un informe, llamado "Yo a eso no juego", con perturbadores resultados. 

   Uno de cada diez alumnos de la ESO en España reconoce haber sentido algún tipo de acoso por parte de sus compañeros.

  Sin embargo, debemos aceptar que el acoso ha existido, existe y existirá en todas las sociedades del mundo. Lo que tenemos que hacer es aceptar el problema, intentar prevenirlo, implementar medidas y acabar con él.

  Finlandia es el segundo país con un mejor sistema educativo del mundo, después de Suiza. Sin embargo, en sus aulas también hay acoso (o había); por ello, se propusieron acabar con el bullying mediante un método que ellos mismos inventaron, probaron y avalaron, el método KiVa.


¿Qué es el método KiVa?

  Este sistema no se centra en el acosado ni el acosador. Si no que intenta hacer partícipes y testigos activos al resto de compañeros. Los acosadores suelen actuar para hacerse notar, ganar audiencia, popularidad y fuerza. 

 Sin embargo, cuando el resto de alumnos no participa con sus risas o sus comentarios, logran que el niño que hace bullying intente buscar el reconocimiento por otros medios no agresivos.

  Para entender el problema, los niños deben asistir a una serie de clases que tendrán lugar a los 7, los 10 y los 13 años. Aquí lograrán concienciarse y aprender a distinguir un simple juego del acoso.

El sistema educativo finlandés: uno de los mejores del mundo


  Finlandia es actualmente una de las naciones más creativas y innovadoras de la U.E y del mundo, posicionándose en el segundo puesto en el ranking, (el primer puesto lo ostenta Suiza).

 En el momento en que la OCDE (Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico) elaboró el informe PISA, el país nórdico consiguió los primeros puestos en educación.

  No obstante, el sistema educativo finlandés no es perfecto: Finlandia también sufre la nefasta epidemia del acoso escolar. ¿Con qué herramienta solucionan el bullying en Finlandia? Pues con el programa KiVa.




El programa KiVa


  El término KiVa surge de la unión de las palabras “Kiusaamista Vastaan” (en finlandés, contra el acoso escolar).

  Gracias a esta propuesta, Finlandia está consiguiendo erradicar el acoso escolar. Este método es aplicado en el 90% de las escuelas de educación básica, y su éxito es tal que se ha convertido en una herramienta imprescindible a la hora de valorar y escoger cualquier centro del sistema educativo finlandés.

La etapa de experimentación


  El programa KiVa fue creado a propuesta del gobierno finlandés y la comunidad educativa; “El proyecto comenzó a introducirse de forma aleatoria en los colegios finlandés”, explica Christina Salmivalli, profesora de Psicología y una de las inventoras del programa.

  Años después se realizó un estudio (uno de los mayores del país, por cierto) para ver cómo evolucionaba el programa y la incidencia que este tenía en los alumnos. Los resultados fueron apoteósicos: el programa KiVa había disminuido todos los tipos de acoso en los institutos y colegios. 

  El cerco al bullying había empezado a funcionar. De hecho, el acoso escolar desapareció en el 80% de los centros escolares. Cifras espectaculares que, lógicamente, han despertado el interés de la comunidad educativa internacional.





Resultados a largo plazo contra el bullying


  Al cabo de un año los investigadores se percataron que el número de niños y adolescentes que padecían acoso escolar habían disminuido un 41%. 

 Pero el método no sólo resolvió el problema sino que el programa también potenció el confort de los alumnos y la motivación de estos a la hora de estudiar, disparándose a través de este modo las buenas calificaciones.


  La embajada de Finlandia en Madrid afirma que un 98 por ciento de los 1.000 colegios que colaboraron en el programa en 2009 creyeron que la vida escolar había mejorado significativamente durante el primer año en el que se comenzó aplicar el método KiVa, algo que confirman numerosos estudios.

Es tal el éxito del programa que el método KiVa ha recibido el Premio Europeo de Prevención del Crimen en 2009, entre otros.


    Una de las mejores maneras de entender el potencial de este programa KiVa contra el acoso es a través de un ejemplo. 

  En la escuela Karamzin tenían un problema grave de acoso escolar, por lo que el programa KiVa se puso en marcha en la escuela durante el 2008: durante el primer año de implantación se redujo el acoso escolar en un 60%.


Fuente: KiVa Program / Universia / Gracias a Marc Rodríguez Castro de Psicología y Mente
El Club de los Libros Perdidos. Con la tecnología de Blogger.