Sorprendente noticia: Los video juegos ayudan a combatir la depresión en la tercera edad

Investigadores de la Universidad de California, específicamente de la Escuela de Medicina de San Diego, nos sugieren una vía novedosa para tratar los síntomas depresivos en adultos de la tercera edad: el uso de los video juegos interactivos que también reportan una dosis de ejercicio físico.



  Ya sabemos que la depresión es una de las psicopatologías más comunes en la tercera edad que no solo provoca sufrimiento para quien la padece sino que llega a discapacitar funcionalmente a la persona. 

  Estudios anteriores han demostrado que la actividad física puede reducir la sintomatología depresiva pero menos del 5% de los adultos mayores siguen las recomendaciones de su médico ya que encuentran la actividad física como una tarea “poco atractiva” por la que no se sienten nada motivados.



Un estudio demuestra que jugar a videojuegos ayuda a desarrollar y mejorar las habilidades neurocognitivas


  En el estudio en cuestión, se analizaron a un total de 19 adultos mayores con edades entre los 63 y los 94 años. 

 Estos adultos, durante 35 minutos y tres veces a la semana, jugaron video juegos interactivos en un Nintendo Wii. Los deportes esencialmente eran: tenis, bolos, baseball, golf o boxeo.

  Las personas al final de cada sesión reportaron elevados niveles de satisfacción tanto en el plano emocional como intelectual y físico y en el 50% de la muestra se evidenció una reducción considerable de los síntomas depresivos.


  Vale aclarar que al inicio del "tratamiento" los ancianos se mostraron nerviosos por su posible desempeño y por desconocer muchas de las reglas del juego pero con el paso del tiempo esta ansiedad se fue minimizando y reportaron gran satisfacción al aprender las reglas de un nuevo juego que consideraron como un desafío a sus capacidades.

  “Alrededor del 40% de las personas mayores con depresión tienen deterioro en las funciones ejecutivas, aquellas relacionadas con la planificación y la organización de la conducta", ha señalado Sarah Shizuko Morimoto, del Instituto de Psiquiatría Gerátrica, en Nueva York, autora principal del trabajo.



Como colofón los investigadores puntualizan la importancia de valorar dos factores antes de enfrentar a los ancianos a los video juegos:


- Las capacidades físicas de estos ancianos para no poner en peligro su salud física en ejercicios que les suponen una sobredemanda.

- Las potencialidades cognitivas para no convertir una experiencia de juego en un sentimiento de fracaso al ser incapaces de captar y cumplir las reglas del juego.

  Aunque, evidentemente, los resultados positivos no solo se deben al uso del video juego sino también a la moderada actividad física que los acompaña; lo cierto es que la opción no es nada desdeñable pues aquellos que hayan lidiado con un adulto deprimido pueden conocer lo difícil que resulta motivarlos hacia alguna actividad que les resulte beneficiosa.


   La investigadora, en colaboración con Bruce Wexler, de la Universidad de Yale, y otros colegas de universidades de Estados Unidos y China, han desarrollado juegos de ordenador “para entrenar a los pacientes en la mejora de estas disfunciones que impiden que los fármacos antidepresivos funcionen en estas personas”.

  “Los juegos tienen la misión de mejorar las funciones ejecutivas y también otras basadas en circuitos neuronales similares o coincidentes”, ha añadido.

El estudio, publicado en la revista Nature, demuestra que el uso de los videojuegos puede ser un estupendo estimulante para nuestro cerebro y su uso podría beneficiar a la sociedad, especialmente a las personas mayores.


Rosenberg, D. et. Al. (2010) Exergames for Subsyndromal Depression in Older Adults: A Pilot Study of a Novel Intervention. American Journal of Geriatric Psychiatry; 18(3): 221-226.


El Club de los Libros Perdidos. Con la tecnología de Blogger.