Diferencias entre decir “TE AMO” y “AMAR DE VERDAD”… ¿Sientes esto?

Sin duda, querer y amar son sentimientos sumamente hermosos pero muy distintos.
La mayoría de nosotros si no es que todos, tenemos un único y gran propósito en la vida: encontrar a ‘nuestra otra mitad o alma gemela’ y amarle con toda intensidad y todas nuestras fuerzas.



  El concepto querer lleva implícita la idea de posesión. Te quiero para algo, para que estés conmigo, para que me acompañes, para que compartas alguna actividad, etc.

  A fin de cuentas, los seres queridos son seres de los que se espera algunos comportamientos que nos causen satisfacción.

  Querer es, generalmente, causa de sufrimiento. Si quiero a alguien, tengo expectativas, espero algo. Si la otra persona no me da lo que espero, sufro. El problema es que hay una mayor probabilidad que la otra persona tenga otras motivaciones, pues todos somos muy diferentes entre sí.


  Cada ser humano es un universo.


  Amar es desear lo mejor para el otro, aún cuando éste tenga otras motivaciones muy distintas. Amar es permitir que seas feliz, aún cuando tu camino sea diferente al mío. Es un sentimiento altruista y desinteresado. Por esto, el amor nunca será causa de sufrimiento.

  El amor de pareja supuestamente es amar y dedicar parte de tu tiempo y tu vida a la otra persona, pero la realidad es que con el tiempo, muchas parejas pasan a vivir una relación en la que, sí se quieren y se dicen TE AMO, pero eso no es del todo suficiente para que la relación vaya bien y sea verdaderamente de amor.


  Normalmente en las parejas hay uno de los sujetos que sufre más que le otro, por así decirlo, es el débil de la relación, y seguramente es el que más siente esto. “El oír Te amo y no sentirlo”.

   Tú puedes ser una de esas personas que escucha el “te amo” con facilidad, pero que no lo sientes y eso, tal vez, es porque es muy posible que en realidad tu pareja no te ame tanto como dice y crees.


  Cuando alguien te ama, lo sientes en sus hechos, en sus actos hacia ti, se preocupa por tu bienestar y sientes que esa persona está a tu lado para lo que haga falta.

  No es una persona que te crea dudas, ni malos pensamientos a causa de su comportamiento y para nada sientes, que no puedes confiar en ella.

  Es muy fácil decirlo, pero amar, es estar en las malas y en las buenas y cuando te aman de verdad lo sientes con diferencia, porque sientes una paz y una sensación de tranquilidad y amistad, que cuando te aman mal, no sientes.


  Puedes vivir en pareja o matrimonio y sentir todo esto y en estos casos, tienes dos opciones:


1. Tratar de darte tu lugar con tu propio amor y poner las cosas en su sitio, hablando y transmitiendo lo que sientes, para ver si tu pareja despierta y reconoce lo que está pasando.

2. Empezar a pensar que, quizás, no merece la pena vivir al lado de alguien que en realidad no te ama. Y empezar a visualizar una nueva vida al lado de alguien que sí sepa valorarte y que sí sea realmente un amigo que está a tu lado y te cuida con el amor que sabes que mereces.


  El ser humano se encierra mucho en pensar que dejar a una persona puede ser dramático y algo malo, pero más bien es al contrario, porque lo dramático es dedicar la vida a alguien que no te sabe amar o no quiere hacerlo.
 

  Date tu lugar y haz que las personas que estén a tu lado sepan valorarte y amarte, sino, cambia tu vida, porque lo que vendrá seguro será mucho mejor de lo que ahora vives en tus días.

  Es necesario no precipitarnos con aquellas frases de amor que solemos decir, los ¨te amo¨ nunca deben decirse a la ligera, porque si se hace solo estaremos lastimando al otro, lo mejor es ser sincero con nosotros mismos y analizar nuestro sentir y hasta no estar seguro de ello y tener claridad de nuestros sentimientos, entonces si expresarnos libremente. 

 Amar es el sentimiento más hermoso y grande que alguien puede sentir, exprésalo cuando de verdad lo sientas y cuando estés realmente seguro de que no lo estás confundiendo con querer.

Y tú, ¿has llegado a amar de verdad?


El Club de los Libros Perdidos. Con la tecnología de Blogger.